martes, 22 noviembre, 2022
InicioArgentinaUn paseo activo por Tigre y entre las islas del Delta

Un paseo activo por Tigre y entre las islas del Delta

Actividades náuticas, cabalgatas, deportes, observación de aves y gastronomía son algunas de las propuestas de Tigre para este verano, tanto en la ciudad como en las islas del Delta. Esta zona del Gran Buenos Aires es una atracción irresistible para el ocio, siempre en contacto con la naturaleza.

En tierra firme, la ciudad convoca multitudes en el Parque de la Costa, ideal para disfrutar con los más pequeños, y el Mercado de Frutos, un icónico para compras de artesanías y decoración. 

También, antes de embarcarse entre canales, hay que darse una vuelta por el Museo de Arte Tigre, que funciona desde 2006 en el edificio del antiguo Tigre Club, inaugurado en 1912. La cúpula, la sala oval de la planta alta y la amplia terraza decorada con esculturas fueron rescatados del abandono. En el interior se guarda y exhibe una colección de arte figurativo argentino de los siglos XIX y XX. Las marcas indelebles de la belle epoque realzan las obras de Qurós, Pellegrini, Sívori, Quinquela Martín, Berni, Soldi y Spilimbergo.

La intendencia y el sector privado conformaron una oferta turística y para vecinos, que contempla experiencias para descubrir el Delta, realizar actividades al aire libre o deportes extremos, hospedaje y gastronomía. Para los que disfrutan de la adrenalina, dispone del circuito “Benavídez Aventura”, un parque de actividades acuáticas y aéreas con más de nueve niveles de dificultad, donde se puede poner a prueba la destreza, resistencia y el vértigo. 

En la zona del Delta, hay paradores de verano, donde además de disfrutar de la playa y la gastronomía, se practican actividades deportivas y nuevas experiencias, como el “hydrofoil”, el novedoso sistema de surf que llegó este verano a Argentina. 

En las islas, las opciones ya no son sólo el descanso a la vera del río, sino que también se puede realizar esquí acuático, canotaje y stand up paddle, que se completa con paseos a caballo, avistamiento de aves, remo nocturno a la luz de la luna y senderismo por el bosque.

Este verano se incorporó a la propuesta un recorrido en catamarán al atardecer, en el que el pasajero podrá descubrir platos y vinos representativos de distintas regiones del país. 

En gastronomía, la oferta incluye bares, cervecerías artesanales, restaurantes y parrillas, situadas en zonas y espacios que agrupan particularmente locales culinarios, como Paseo de los Antojos, Tigre Sur, Paseo Victorica, Don Torcuato, General Pacheco y Bahía Grande de Nordelta.

En Villa La Ñata se puede visitar la casa-taller en la que el artista Xul Solar vivió y creó sus últimas obras y, en el mismo circuito, pasear a pie o en bicicleta por Dique Luján.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Must Read